miércoles, 12 de julio de 2017

Plaza de toros de Campofrío

"Coso de Santiago"
 
El 23 de julio se celebra en la localidad de Campofrío un festival taurino en su plaza de toros como suele hacerse, cuando se acerca la festividad de Santiago. Para muchos está considerada la plaza de toros más antigua de España, para otros evidentemente nacidos en otras regiones suelen dar ese título a alguna plaza de su región , como es el caso de la de Béjar en Salamanca. No vamos  a entrar en hacer una clasificación  por antiguedad pues es un tema polémico donde los estudiosos e  historiadores no se ponen de acuerdo.
En este caso haremos un breve resumen de la plaza de esta localidad onubense, recalcando que para una documentación más amplia se recomienda consultar el libro editado por la Diputación de Huelva, escrito por Inicitaiva Cultural en 2014, que lleva el título " CAMPOFRÍO, la plaza de toros más antigua de España".
Entrando en materia nos remontamos al siglo   XVII, concretamente en 1643   cuando se constituye la Cofradía de Santiago Apóstol en la localidad. Esta órden militar ya estaba en la zona desde el siglo XIII desempañando su labor de reconquista, aunque otros autores hablan de órdenes hospitalarias. De cualquier caso, en esa época Campofrío  no era independiente y  pertenecería a Aracena hasta 1753. 
El 23 de diciembre de 1643 se aprueba conónicamente dicha Cofradía, ampliándose el culto al apóstol por toda la zona.
Con el fín de evitar el uso de la plaza de la iglesia para correr toros, como se hacía en todas las localidades,la cofradía implusó la construcción de un coso en 1716. Por tal motivo se solicita permiso a la localidad de Aracena para la constucción de un coso circular, de mampostería y  a las afuera de la aldea en el paraje denominado Navalmentiño (Chorrero)). Con la respuesta afirmativa desde Aracena, en agosto de 1716 se inician las obras.  El otro tema fundamental aparece en el horizonte, los fondos para ejecutar la misma. En esa época la Cofradía estaba muy bien de fondos pues ingresaba por varias fuentes como  colmenas en propiedad, cobros por los caballajes y el toro de las fiestas.  El mayordomo de ese  año Luis Pérez Paian es el encargado de iniciar las obras. Parece ser que personaje desaparece y lo que es peor con los fondos de la cofradía dedicados a la construcción del coso.  Circular varias teorías sobre el motivo pero lo cierto es su desaparión .  La autoridad eclesiática impuso el silencio, normal en el siglo XVIII, y nada más se supo del citado Luis Pérez.

Panel informativo en la Plaza de toros.
Con esfuerzos económicos extras se termina  la plaza en 1717 pero al estar la  cofradía en mala situación se imponen unos años de ajustes como el cobro de la monta del toro, o repartir la carne del toro entre los hermanos. Hay documentos que demuestran que las fiestas de Santiago de 1718 ya se celebraron en el coso, por tanto primer festejo.

Esta recuperación económica de la cofradía  en varios años y por ende de la aldea trajo consigo la independencia en 1753 de Aracena, y la compra de un nuevo retablo para la iglesia.  Años después la gestíon del coso pasaría a manos del Ayuntamiento.
Desde entonces han sido varias las reformas arquitectónicas pero sin alterar la estructura y forma original. En este tema aparece la gran diferencia con otras de su época que sí han variado, por ejemplo al pasar de madera a mampostería, el caso de Béjar.
Maqueta

En 1982 se iniciaba por el Ministerio de Cultura  la incoación del expediente de monumento histórico artístico.  En Andalucía  tras la Resolución de 27 de febrero de 2015 de la Secretaría General de Cultura de la Junta de Andalucía, se ha incoado el procedimiento para la inscripción de la plaza en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz como Bien de Interés Cultural, con la tipología de Monumento, dada sus características y valores patrimoniales, así como sus necesidades específicas de tutela.

Arquitectura

La plaza  tiene una planta circular, formada por un anillo de 53,70 m de diámetro constituido por un muro de piedra y tapial de 40 centímetros de espesor y 1,25 de altura, y de otro exterior, concéntrico al mismo, formando un graderío de 1,2 m, de base y 1,60 m de altura interior y 2,50 m en el exterior. Entre ambos anillos hay un callejón de 2,05 m de ancho que sirve tanto para la protección de los profesionales de los espectáculos taurinos como de entrada y salida de la plaza y acceso a graderío. Se completa la edificación con los corrales.  Tiene seis burladeros y tres filas de escalones para el público.

Décimo de loteria dedicado a la Plaza de Toros 1971

No hay comentarios:

Publicar un comentario